12.8.17

La última margarita....

Son los intervalos del otoño que se fragmentan en la memoria, acuden las sonrisas en primavera alrededor de la mesa. Se escucha la algarabía de los pájaros dentro del pecho, un tic tac pronunciado entre las paredes. Es el acarreo de sueños húmedos en el lecho, insomnios atesorados en un viejo diario, escritos con el suspiro de la juventud. Desciende el invierno en los párpados - fluye una tormenta –. Se encanece tu firmamento, es ácida la palabra, los versos amotinados, disfrazan los sentimientos; fluyen como una dulce vianda que amargan el corazón. ¿Dónde se halla la fuerza de tu sabiduría, el portento de tu voz? Luces como luna eclipsada, precipicio en el cual mueren las auroras. Esperas que regrese la lucidez que escapa por tus ventanas. Sólo te queda una margarita.

© Ruth Martínez Meráz *** Fotografía: Juan Rulfo